viernes, 5 de mayo de 2017

RESISTIENDO AL DIABLO



Santiago 4:7 dice: "Resistid al diablo, y huirá de vosotros." He aquí como puedes resistir al diablo y verte diariamente libre de las "Enormes D" del diablo, todas las cuales pueden ser inducidas por una mentalidad medrosa.

1.  Descubre los instrumentos del diablo.

2.  Rechaza al diablo estando de acuerdo con Dios.

3. Usa el nombre de Jesús. "En mi nombre echarán fuera demonios" (Marcos 16:17).

4. Pronuncia la Palabra de Dios con firmeza. "Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos" (Apocalipsis 12:11).

COMO ECHAR FUERA A LOS MALOS ESPIRITUS

1.  Conoce a tu enemigo. "No ignoremos sus maquinaciones" (las de Satanás) (2 Corintios 2: 11). Aprende mediante el Espíritu a distinguir la presencia y la obra de los espíritus malignos (1 Corintios 12:10).

2.    Conoce tus derechos. Tú eres vencedor, porque has vencido todas las maquinaciones de Satanás por medio de la sangre del Cordero y de la palabra de tu testimonio (Apocalipsis 12:11). Cristo te ha dado poder y autoridad sobre toda fuerza del diablo (Lucas 10:19); atrévete a usarlos.

3.  Tu razonamiento para conseguir una victoria segura es de que Jesús derrotó a Satanás y le quitó toda autoridad, y se constituyó en el eterno Vencedor. "Cristo está en ti" es lo que cuenta en esta verdad inamovible: "Mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo" (1 Juan 4:4). Diariamente usa esta verdad como tu testimonio personal.

4.     Con valentía repite la Palabra de Dios contra Satanás, como lo hizo Jesús (Mateo 4). La Palabra es el arma número uno (2 Corintios 10:4). Cuando el enemigo se acerca como un río, el Espíritu de Jehová levantará bandera; así se usa la Palabra contra él (Isaías 59:19). ¡Proclama la Palabra en alta voz y a menudo para ahuyentar al enemigo!

5.     Hay cautivos alrededor de ti que deben "ser desatados" de cada una de las cadenas de Satanás (Lucas 13: 16). En el poderoso nombre de Jesús, tú puedes convertirte en un instrumento de Dios para libertar a la gente de toda clase de espíritus malignos.

6.   Jesús dijo: "En mi nombre echarán fuera demonios" (espíritus malignos) (Marcos 16:17). Di: "En el nombre de Jesús, yo les ordeno, espíritus malignos que salgan." Mantente en tu terreno sin temor y sin vacilar. Los espíritus malignos saben que deben someterse al nombre de Jesús. Lee Filipenses 2:9-11.

7.   Niégate a ser el "basurero" de Satanás en donde los espíritus malignos producen desórdenes mentales y nerviosos, tristeza, desánimo y depresión, enfermedades físicas y afecciones, ataduras espirituales. "Resistid al diablo, y huirá de vosotros" (Santiago 4:7).

8.  Proclama el poder de la sangre de Jesús. Vive bajo la sangre caminando en luz. "Como él está en luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado" (1 Juan 1:7). Valientemente usa la Palabra de Dios contra Satanás. Estamos librando una verdadera batalla (Efesios 6: 12-16). Echar fuera a los malos espíritus es actuar en el invisible "reino del espíritu, donde tú descansas sobre la unción del Espíritu Santo como lo hizo Jesús. Lee Lucas 4:18-19 y Hechos 10:38. Vístete con toda la armadura de Dios. Vuélvete audaz contra los malos espíritus en el nombre de Jesús. Tú eres más que vencedor mediante Cristo (Romanos 8: 37). ¡La victoria es segura por medio de Jesús!

DI LO QUE DIOS DICE

Para algunas personas es un problema el confesar que ellos obtienen, mediante la fe, antes de que les sea posible ver o sentir aquello que están pidiendo. Temen a que puedan estar diciendo mentiras. 'pero puesto que Dios no puede mentir, tampoco nosotros podemos mentir siempre que digamos lo que Dios dice.

l. Nosotros somos quienes Dios dice que somos.

üSomos criaturas nuevas: "Si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas" (2 Corintios 5:17).

ü Estamos librados "de la potestad de las tinieblas" (Colosenses 1:13).

ü "Somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó" (Romanos 8:37).

ü Somos "herederos de Dios y coherederos con Cristo" (Romanos 8:17).

ü Somos bendecidos "con toda bendición espiritual . " en Cristo" (Efesios 1:3).

II. Tenemos lo que Dios dice que tenemos. 
ü Tenemos vida: "El que tiene al Hijo, tiene la vida; el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida" (1 Juan 5:12).

ü Tenemos luz: "El que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida (Juan 8 :12).

ü Tenemos libertad: "Donde está el Espíritu del Señor, allí hay libertad" (2 Corintios 3: 17).

ü Tenemos amor: "Porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones" (Romanos 5:5).

ü Tenemos alegría: "Y nadie os quitará vuestro gozo" (Juan 16:22).

ü Tenemos perdón: "La sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado" (1 Juan 1 :7).

ü Tenemos paz: "Tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo" (Romanos 5 :1).

ü Tenemos propósito: "Porque para mí el vivir es Cristo" (Filipenses 1 :21).

ü Tenemos poder: "Recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo" (Hechos 1:8).

ü Tenemos provisión: "Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta" (Filipenses 4 :19).

ü Tenemos esperanza: "En la casa de mi Padre muchas moradas hay... voy, pues, a preparar lugar para vosotros" (Juan 14 :2).

III. Podemos hacer lo que Dios dice que podemos hacer.

ü Podemos hacer todo "en Cristo" (Filipenses 4: 13).

ü Podemos echar fuera demonios y sanar enfermos (Marcos 16:17-18).

ü ¡Podemos compartir con el mundo lo que tenemos en Cristo! Afirmemos estas palabras: "Yo soy quien Dios dice que soy. Yo tengo lo que Dios dice que tengo. Yo puedo hacer lo que Dios dice que puedo hacer."

YO POSEO LO QUE CONFIESO


  • Yo confieso que Jesús es el Señor (Romanos 10 :9-10); poseo la salvación.

  • Yo confieso que "por su llaga fuimos curados" (Isaías 53 :5) ; poseo salud.

  • Yo confieso que el Hijo me ha libertado (Juan 8 :36) ; poseo absoluta libertad.
  • Yo confieso que "el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo" (Romanos 5 :5); poseo la habilidad de amar a todos.

  • Yo confieso que "el justo está confiado como un león" (Proverbios 28: 1); poseo la intrepidez de un león en la lucha espiritual contra el diablo.

  • Yo confieso que Dios ha dicho: "No te desampararé, ni te dejaré" (Hebreos 13 :5); poseo la presencia de Dios a cada paso en mi camino.

  • Yo confieso que soy de "los redimidos de Jehová" (Salmo          107 :2) ; poseo los beneficios de la redención todos los días.

  • Yo confieso que la unción que recibí de Dios, permanece en mí (l Juan 2 :27) ; poseo los resultados de la destrucción de la esclavitud por su unción.

  • Yo confieso que en el nombre de Jesús puedo echar fuera demonios (Marcos 16 :1) ; poseo poder sanador para ayudar a aquellos que están padeciendo de enfermedades.

  • Yo confieso que mi Dios, pues, suplirá todas mis necesidades (Filipenses 4 :19); nada me faltará puesto que poseo las riquezas de Dios.

Confieso y poseo. El camino está claramente trazado.

MI LISTA DE NUNCA MASES


  • Nunca Más confesaré "no puedo", porque "todo lo puedo en Cristo que me fortalece" (Filipenses 4 :13)
  • Nunca Más confesaré pobreza, porque "mi Dios suplirá todo lo que me falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús" (Filipenses 4 :19).
  • Nunca Más confesaré temor, porque "Dios no me ha dado el espíritu de cobardía, sino de poder, de amor, y de dominio propio (2 Timoteo 1 :7).

  • Nunca Más confesaré duda y falta de fe, porque "Dios ha dado a todas sus criaturas la medida de la fe" (Romanos 12:3).

RESISTIENDO AL DIABLO

Santiago 4:7 dice: "Resistid al diablo, y huirá de vosotros." He aquí como puedes resistir al diablo y verte diariamente li...