sábado, 28 de enero de 2012

DECRETO SOBRE EL INSOMNIO

Decreto la palabra del Señor que dice en paz me acostaré y así mismo dormiré porque solo tu Señor me haces estar confiado. Entiendo Altísimo Dios del Cielo, que el insomnio es una de las enfermedades del sueño más comunes, pero no dejarás que mi cuerpo sea interrumpido por esa enfermedad.

Aunque generalmente se concibe el insomnio únicamente como la dificultad para iniciar el sueño, lo cierto es que la dificultad para dormir puede tomar varias formas: y no acepto ninguna forma porque en paz dormiré y en paz me levantaré.


  • Decreto sobre toda dificultad para conciliar el sueño al acostarme primero sobre esa pequeña molestia inicial, y si el sueño me impide mi descanso, tomo autoridad para dormirme tan pronto ponga mi cabeza en la almohada.
  • Decreto que no me despertaré frecuentemente durante la noche (insomnio intermedio). Le hablo al ciclo del sueño que se desarrolle normal.
  • Decreto la horas exactas que necesita mi cuerpo para descansar y que mi reloj biolígico estará siempre normal para que no me despierte muy temprano por la mañana, antes de lo planeado (insomnio terminal).
Concédeme el honor de no envejecer por la falta de sueño porque esto impide la recuperación que el cuerpo necesita durante el descanso nocturno, pudiendo ocasionar somnolencia diurna, baja concentración e incapacidad para sentirse activo durante el día, porque tú sabes Señor que ocupo fuerza para desarrollar tus proyectos y los míos.

Cancelo todos los determinantes de estos trastornos, bajo decreto y no importa que sean varios determinantes de este trastorno del sueño y factores como el estrés, la elevada activación del organismo o la depresión de fármacos para el tratamiento a corto plazo del insomnio. Sin embargo, no constituye una solución adecuada a mediano y largo plazo, prefiriéndose evaluar estos casos otras formas que nuestra alma  entre en paz con Dios y repose plenamente convencida que Dios hará su extraña obra. Un asunto de primer orden en el abordaje de este trastorno (el insomnio es en realidad, un síntoma, y no una enfermedad) por esta razón educaré mi alma y la haré consciente acerca de los principios de la llamada profilaxis o higiene del sueño.

Extraido del libro "El Poder de los Decretos" por el Dr. Nelson Paredes

DECRETO SOBRE LA ARTRITIS

DECRETO sobre la artritis una victoria segura por ser mi cuerpo templo y morada del Espíritu Santo. Estoy consciente que la artritis es una inflamación de una articulación, caracterizada por el dolor, limitación de movimientos, tumefacción y calor local. Yo tengo fe y confío plenamente en Dios que ninguno de mis músculos, tejidos, tendones, será atrofiado por esta terrible enfermedad. Decreto que no me dejará inoperante en una silla de ruedas, sino que estaré bien hasta el último día de mi vida en la tierra, si existe una enfermedad parecida y otro término que se confunda con la artritis, que es la artrosis la que corresponde a un trastorno degenerativo de la articulación, también queda anulada y dejada inoperante. Vengo de acuerdo con su palabra, poder, autoridad y pongo bajo custodia todo lo que produce esta enfermedad y síndromes que pueden producir artritis.

Decreto que se deshaga y pulverice en los aires y su polvo convierta en nada la Artritis por microcristales: porque ella es la responsable de aquellos que padecen los efectos de gota.

Decreto en Poder conquistado en la cruz sobre la Artritis neuropática: producida por lesiones del sistema nervioso, y pido a Dios no caer en su garra antes bien Dios me librará.

Decreto la guerra a muerte de la Artritis reumatoide y sus variantes: de origen multifactorial y me cubro con la Sangre del Cordero.

Decreto inmunidad sobre esta Artritis infecciosa (Artritis séptica): de origen bacteriano, vírico, micótico o parasitario se resista mi cuerpo.

Decreto poder y autoridad sobre la artritis reactiva: por la reacción a su respuesta y múltiples factores, guárdame Señor por el amor a tu nombre de la furia y la fuerza de la artritis porque he visto a muchos quedar inmóviles, ten misericordia de mí y ayúdame.

Extraido del libro "El Poder de los Decretos" por el Dr. Nelson Paredes

DECRETO SOBRE LA TIROIDES

Decreto miles de bendiciones sobre esta glándula llamada tiroides por su gran responsabilidad en participación de producción de hormonas, especialmente tiroxina (T4) y triiodotironina (T3). Porque estas hormonas regulan el metabolismo basal y afectan el crecimiento y grado de funcionalidad de otros sistemas del organismo. Cuida de ella Señor y sujétala bajo tus decretos que nunca se alteren para que no dañen o alteren tu cuerpo y una vida normal. Regula amado Señor, el yodo porque es un componente esencial. Te doy gracias Señor por la tiroides porque ella también sintetiza la hormona calcitonina que juega un papel importante en la homeostasis del calcio. Si ella controla la tiroides, el hipotálamo y la pituitaria con más fuerza, no desampare esta glándula por su gran responsabilidad.

La hormonas tiroideas tienen efectos sobre casi todos los tejidos del organismo. Aumentan la termogénesis y el consumo de oxígeno, y son necesarias para la síntesis de muchas proteínas; de ahí que sean esenciales en los periodos de crecimiento y para la organogénesis del sistema nervioso central. También influyen sobre el metabolismo de los hidratos de carbono y de los lípidos.

El Eterno Dios de Israel anule y cancele cada uno de estos síntomas y efectos de la alteración de esta glándula:

1- Enfermedad de Graves-Basedow es anulada en el nombre de Jesús.
2- Adenoma tiroideo tóxico es anulada en el nombre de Jesús.
3- Bocio multinodular tóxico es anulada en el nombre de Jesús.
4- Tiroiditis es anulada en el nombre de Jesús.
5- Hopertiroidismo inducido por yodo es anulada en el nombre de Jesús.

Extraido del libro "El Poder de los Decretos" por el Dr. Nelson Paredes

DECRETO SOBRE EL ALZHEIMER

Decreto sobre la enfermedad de Alzheimer ya que es una enfermedad neurodegenerativa, que se manifiesta como deterioro cognitivo y trastornos conductuales me amparo bajo un decreto superior al de esta enfermedad que yo tengo la mente del Señor y sobre mí está el espíritu de inteligencia y sabiduría. Y si ella se caracteriza en su forma típica por una pérdida progresiva de la memoria y de otras capacidades mentales, declaro hoy y doy una orden a mi cerebro que durante sean sus días en la tierra se mantenga en perfecta lucidez y armonía con la vida. Pido a Dios que me ayudes en el proceso natural a medida que las células nerviosas (neuronas) mueren y diferentes zonas del cerebro se atrofian. Que sea él activando vida y oxígeno y restauración de las células muertas. No acepto la enfermedad que suele tener una duración media aproximada de 10-12 años. No será conectada mi familia con enfermedades de este nivel con mis antepasados porque soy nueva criatura y él anuló el acta de los decretos que me era contraria clavándola en la cruz.

Cada una de su fuerza y etapa contraria a la vida normal, el Dios sanador tenga misericordia de nosotros y no nos permita perder la memoria y ser carga por medio de esta enfermedad para la familia, por eso Señor decreto sobre cada uno de sus trastornos y sus síntomas y ordeno la cancelación inmediata por el poder de tu nombre.

Toda característica de la independencia en el trabajo, compras, finanzas y actividad social. Lo cancelo.

Aparición de negligencia moderada y dificultades para encontrar palabras además de pérdida de objetos, olvido de nombres de familiares, frecuencia del fenómeno "tenerlo en la punta de la lengua"  y pérdida de la percepción espacial expresada en no saber volver a casa. Lo cancelo.

Frecuentes y severas quejas de pérdida de memoria y lenguaje, incapacidad de funcionar independientemente fuera del hogar. Comienzan a requerir asistencia para higiene, vestirse y alimentación. Lo cancelo.

Dejan de reconocer a su pareja, hijos e incluso su propio reflejo en el espejo. Comienzan a sufrir de mutismo o balbuceo incoherente. Presentan alucinaciones, delirios y conductas excéntricas tales como almacenar todo. También comienzan a darse convulsiones, incontinencia y reflejos infantiles. Todos estos decretos de enfermedad quedan cancelados.

DECRETO SOBRE LA DIABETES

DECRETO y doy orden de control total al nivel de glucosa en toda clase de alimentos que comas y determino suficiente insulina, para que la glucosa no permanezca en la sangre. Millones de reserva produzca tu organismo de insulina con el propósito que esté de reserva y como vigilante para acudir cuando haga falta. Bendigo el límite de célula de glucosa que ocupa mi cuerpo para vivir. El Dios Eterno de una manera sobre natural  y natural la produzca en tu cuerpo, bendita sea esa hormona llamada insulina porque ella es la que controla la cantidad de glucosa en la sangre. Mi amado Señor y Salvador ponga una cobertura de Poder y vida sobre el páncreas porque es la glándula que sintetiza la insulina, y por encontrarse al lado del estómago ambos funcionen a la perfección. Haga el Altísimo Dios de toda vida, sanidad y Poder os conceda una buena simbiosis entre la insulina y la glucosa para que con toda libertad se introduzca en las células, y una vez dentro funja como un poderoso combustible dentro del cuerpo. Decreto que no tendré ausencia en mi cuerpo de estas sustancias que son vitales en mi cuerpo.

Decreto la cancelación total de esta enfermedad y que no trascienda a mis hijos porque es la herencia que tú me has dado. Bendito seas tú Altísimo que no permitirás que mis recursos y todo el esfuerzo de mi vida se invierta en medicamentos y en hospitales guárdame de luchar contra esta enfermedad, te pido calidad de vida y días gloriosos sobre la tierra.

Extraído del libro "El Poder de los Decretos" por el Dr. Nelson Paredes

DECRETO SOBRE EL CÁNCER

Cáncer: la enfermedad del siglo que ha dejado a miles de hogares huérfanos, proyecto sin terminar, matrimonios inestables, y unas finanzas totalmente destruidas.

Hoy decreto una anulación y cancelación total sobre ese conjunto de enfermedades llamado cáncer en las cuales el organismo produce un exceso de células malignas (también conocidas como cancerígenas o cancerosas), Dios haga misericordia para que no se propague ninguna de estas células en mi cuerpo con esos rasgos típicos de comportamiento y crecimiento descontrolado (crecimiento y división más allá de los límites normales, invasión del tejido circundante y a veces, metástasis).

Toma control sobre el poder de este nombre y esta palabra, metástasis, porque es una característica de muchos tipos de cáncer y no quiero que mis hijos y descendencia sean afectados en la propagación a distancia o por vía fundamentalmente linfática o sanguínea, Dios envíe un Poder destructor sobre estos tumores malignos y sobre las células originarias del cáncer, y el crecimiento de nuevos tumores en los lugares de destino de dicha metástasis. Por estas tres propiedades decreto que no tocarán mi cuerpo (división celular incontrolada, comportamiento aberrante y metástasis) diferencian a los tumores malignos (carcinomas) de los benignos (a veces simplemente llamados tumores), los cuales son limitados y no invaden o producen metástasis. No importa su fuerza si es bueno el tumor o malo yo no lo acepto me amparo bajo la gracia sanadora de su poder y sus llagas por las cuales fui sanado.

Extraido del libro "El Poder de los Decretos" por el Dr. Nelson Paredes

EL MAYOR COMÚN DENOMINADOR

A lo largo de toda la historia, la oración es el mayor común denominador entre todos los grandes personajes biblicos y los miles de creyentes fuertes. Moisés la practicó. Abraham la practicó. El rey David, Salomón, Esther, Débora, Daniel, José, todos los profetas y, por supuesto, Jesús mismo tuvieron profundo compromiso con la vida de oración. El registro biblico muestra el impácto directo de sus oraciones en las circunstancias y situaciones a las que se enfrentaron. La evidencia afirma una cosa: no importa lo que usted piense de la oración, de alguna manera esta funciona.

¡Es importante el papel del hombre en la oración? Dios así lo cree. Las oraciones de Dios en el Reino terrenal requieren de la participación humana. En el Diluvio, para preservar a la humanidad, Él necesitó de Noé. Para crear una nación, Él necesitó de Abraham. Para dirigir a Israel Él necesitó de Moisés. Para sacar a Israél de la cautividad, Él necesitó de Daniel. Para derrotar a Jericó, Él necesitó de Josué. Para preservar a los hebreos, Él necesitó de Esther. Para asegurar la salvación de la humanidad, Él tuvo que convertirse en hombre.

La oración no es opcional, es necesaria. Si nosotros no oramos, el cielo no puede intervenir en los asuntos de la tierra. Debemos tomar responsabilidad de la tierra y ordenar lo que pase aquí por medio de nuestra vida de oración. "También les refirió Jesús una parábola sobre la necesidad de orar siempre, y no desmayar" (Lucas 18:1)

Le invito a usted a descubrir su poder, autoridad y derechos sobre la tierra y a tomar posición para convertirse en un canal de fe para la influencia celestial en los asuntos terrenales. El cielo depende de usted y la tierra necesita de usted.

La oración es uno de los más emocionantes aspectos de una vida de fe. Tiene el poder para transformar vidas, cambiar circunstancias, dar paz en medio de la tribulación, alterar el curso de las naciones y ganar al mundo para Cristo.

*****************
Oración: Padre, gracias por proveer ejemplos bíblicos de vidas dedicadas a la oración. Ayúdame a llevar una vida de oración que produzca poderosas transformaciones. En el nombre de Jesús, amén.
Pensamiento: El poder de la oración es la herencia del creyentes.
Lectura: Génesis 1-3; Mateo 1

¡TODOS ORAN!

El Presidente de Estados Unidos lo hace, el Primer Ministro de Israel lo hace, el Presidente del Pueblo Palestino lo hace, y, la Reina de Inglaterra lo hace.

Los judíos lo hacen, los musulmanes lo ahcen, los indúes lo hace, los budistas lo hacen, los paganos lo hacen, los impíos lo hacen, los criminales lo hacen. Pocos están seguros de que funcione; incluso muy pocos creen que sea necesaria. ¿Qué es? ¡LA ORACIÓN!

A la oración se le puede designar como el primer producto de la religión global. No importa cuan diversas puedan ser las religiones del mundo, todas ellas practícan la oración. La oración es el neutralizador de la religión.

Sin embargo, la oración es aún la práctica más evasiva y malentendida de los adherentes religiosos. El entender la oración es un deseo que se encuentra con lo divino y hallar consuelo, , acceso y resultado. Primero debemos entender la fuente, los principios y el propísito de la oración.

¿Que es la oración? ¿Por qué es necesaria? ¿Cómo debemos orar? ¿Por qué debemos orar a Dios en el nombre de Jesús? ¿Por qué nuestras oraciones no son contestadas de la manera que esperamos? ¿Qué papel juega la fe en el proceso de la oración? ¿La oración cambia o afecta el destino?

La preguntas siguen y siguen; usted probablemente puede agregar muchas más a la lista. Para entender el funcionamiento de la oración, debemos entender la mente y el propósito del Creador mismo. La oración es el resultado de la autoridad de Dios establesida entre el cielo y la tierra, como también es el producto de Su fidelidad a Su Palbra. "Para siempre oh Jehová, permanece tu palabra....De generación en generación es tu fidelidad" (Salmos 119:89-90).

*************

Oración: Padre, gracias por el don de la oración,. Por favor, en los meses venideros abre mi corazón para entender el propósito y los principios de la oración. En el nombre de Jesús, amén.

Pensamiento: Cuando entiendes los principios de la oración, usted puede cuminicarse con Dios con poder, gracia y confianza.

RESISTIENDO AL DIABLO

Santiago 4:7 dice: "Resistid al diablo, y huirá de vosotros." He aquí como puedes resistir al diablo y verte diariamente li...